Los estilos de aprendizaje se pueden clasificar de diversas maneras según los autores que se estudien. Sin embargo, lo importante es lograr identificar cómo aprenden los estudiantes de manera de ajustar el modelo pedagógico a sus características, ofreciéndole las mejores oportunidades de aprender significativamente.

Presentaré de forma sucinta algunos de los métodos existentes:

  • Método Alfabético: por medio del sonido del abecedario las palabras se forman combinando las vocales y consonantes. Predomina la memorización frente a la comprensión.
  • Método Fonético: la unidad mínima de aprendizaje es el fonema (sonido de m, mmm). Se aprenden las vocales y consonantes con la imagen del objeto y palabra, separando por la letra que se enseña. Después se combinan las consonantes con las vocales dando lugar a secuencias del tipo: pa, pe, pi, po, pu. Combinando estas secuencias se construyen las palabras.
  • Método Silábico: parte de la sílaba construida con la vocal combinada con consonantes. La unidad mínima de aprendizaje es la sílaba. Primero se aprenden vocales y después la combinación consonantes con vocales (pa, pe, pi, po, pu), también la forma inversa (as, es, is, os), pasando posteriormente a palabras que combinan las sílabas presentadas y después a frases.
  • Método Global: parte de la palabra con todo el potencial de su significado y también de la frase con un significado concreto. Después se realiza un estudio deductivo para descubrir las sílabas, los sonidos de las letras y sus combinaciones. En este apartado podíamos inscribir el Método Doman, que parte de las palabras con un significado concreto y cada palabra se considera una imagen.
  • Método Palabra Generadora: se inicia con una palabra que genera todo el proceso de aprendizaje, también se asocia una imagen a una palabra y después se divide en sílabas, letras, sonido.
  • Método Constructivista: no es propiamente un método de la enseñanza de la lectoescritura, sino una teoría de aprendizaje. Ana Teberosky y Emilia Ferreiro investigan cómo aprendemos a leer y a escribir dentro de contextos funcionales y significativos y citan a Piaget: “El niño no almacena conocimientos, sino que los construye mediante la interacción con los objetos circundantes”. Las diferencias entre la lectura actual mediada por tecnologías y la lectura sobre papel son explicadas en  de Emilia Ferreiro para